Monumento a La Flor Emblemática de Guayaquil

p. Arcadio Arosemena G.

El criterio que tenemos, quienes integramos la Asociación Ecuatoriana de Orquideología, pionera de las investigaciones conservacionistas y ecológicas del Ecuador, fundada el 17 de Septiembre de 1.974, es no nominar una sola flor como emblemática de nuestro país, sino hacerlo por provincias y ciudades dada la incomparable mega diversidad que tenemos en el aspecto florístico y especialmente en lo relacionado con las orquídeas, tal es así que el Ecuador es el que mayor número (4.200) de especies de orquídeas tiene reportadas en el mundo, a pesar de que hay otros países tropicales como Brasil, Colombia, Perú y Venezuela que tienen mayor extensión territorial.

La posición nuestra se refleja cuando en el 2.004, con ocasión de cumplir nuestra Asociación 30 años de fundación, organizamos la X Exposición Internacional de Orquídeas del Ecuador, durante la cual, acogiendo nuestra solicitud, el H, Consejo Provincial del Guayas, designó al Epidendrum bracteolatum como “La Flor Emblemática de la Provincia del Guayas”, hecho que fue destacado incluso con la emisión de dos sellos postales, uno con esa orquídea y el otro con la Catleya máxima, flor insignia de nuestra Asociación.

El 5 de Diciembre del 2013 se dicta el Decreto Ejecutivo No. 172 que designa al “Ecuador, País de las Orquídeas”, motivo por el cual el Ministerio de Turismo promueve la designación de las “Orquídeas Emblemáticas Provinciales”.

El 3 de  Abril del 2014,  el  Municipio  de Guayaquil, designa a la Encyclia angustiloba, como la “Flor Emblemática de Guayaquil”, acordando además erigirle un monumento que se inaugura el 30 de Octubre del 2015.

Con relación al monumento, gracias a la gentileza de su diseñadora, la destacada artista Rocío del Campo, tuvimos la oportunidad como Asociación Ecuatoriana de Orquideología, de mostrarte una especie viva en plena floración e informarle sobre las principales características morfológicas y botánicas de esta especie.

De igual modo debemos consignar nuestro agradecimiento al Municipio de Guayaquil, por haber aceptado nuestra sugerencia de que se erija este monumento en la intersección de dos importantes avenidas, de las Ciudadela “Las Orquídeas” la Francisco de Orellana y la Isidro Ayora, marcando la entrada al Jardín Botánico de Guayaquil.

Aquí, en esta intersección de dos importantes avenidas de la Ciudadela “Las Orquídeas”, este monumento es el nuevo punto de ingreso al Jardín Botánico, para miles de visitantes cada año, especialmente estudiantes.  Aquí iniciarán su recorrido también turistas nacionales e internacionales ansiosos de apreciar nuestras orquídeas en su habitad natural.

Muchos de ellos ya han recibido la invitación de nuestro Alcalde y serán nuestros Ilustres huéspedes en Noviembre del 2017, cuando Guayaquil tendrá el honor de ser la sede la 22ava.  Conferencia Mundial de Orquídeas, adjudicada a nuestra Asociación Ecuatoriana de Orquideología.

Coincidentemente, al retomar nuestro país a la democracia en 1978, la Asociación Ecuatoriana de Orquideología, fundada en 1974, inició la construcción del Jardín Botánico de Guayaquil, que ha estado abierto al público ininterrumpidamente desde entonces.

 
 

Arcadio Arosemena G. - Socio Honorario de la AEO
Liz Johnson  Representante de la Royal Horticultural Society en el World Orchid Trust
Sandra Tillish Svoboda, Representante de la American Orchid Society y Presidenta del WOT
Francisco Arosemena R., Presidente de la Asociación Ecuatoriana de Orquideología